Categories
Voces

La historia silenciada por la heteronormatividad (PARTE I)

Aceptémoslo, la homosexualidad forma parte de la historia de la humanidad. Tal vez desde el inicio de los tiempos, estuvo presente en todas las épocas y repartidos por todos los puntos del planeta. Por lo menos desde hace 27,000 años.

A pesar de la existencia de hechos comprobados, la homosexualidad fue borrada de la historia a conveniencia. Los historiadores se encargaron de contar la historia desde la heteronormatividad. Ocultando o minimizando a personajes LGBTIQ+ como Alejandro Magno, Leonardo Da Vinci, Michelangelo, Oscar Wilde, Eleanor Roosevelth, Alan Turing, entre muchos otros.

Es simple, la homosexualidad es una más de todas las posibles manifestaciones de la diversidad sexoafectiva del ser humano, no es una enfermedad ni un invento para acabar con la humanidad. Las primeras muestras documentadas de hosexualidad se remontan a la era Paleolítica. Por ejemplo, son varias las pinturas rupestres en las que se pueden observar conductas homosexuales como una representación de la vida cotidiana de los prehistóricos.

En el antiguo Egipto, encontramos por primera vez una representación de una pareja, como tal formada por dos hombres. Eran Nianjjnum y Jnumhotep, dos funcionarios que sirvieron al faraón de la V dinastía de Egipto. Ambos forman la primera pareja del mismo sexo encontrada en el interior de una tumba egipcia, abrazados, con las manos unidas. El significado de sus nombres se encontraba grabado en su tumba: “unidos en la vida y en la muerte”. Esto a pesar de los reiterados intentos de los historiadores por asegurar que fueron simplemente amigos y nada más, o bien que pudiera tratarse de una pareja de hermanos gemelos.

Nianjjnum y Jnumhotep se abrazan en una escena en una pequeña sala de ofrendas en su tumba conjunta. Fotografía: Jon Bodsworth.

Desde Babilonia hasta Roma

Por su parte, los primeros escritos históricos del amor entre mujeres se remontan a Babilonia. En el código de Hammurabi existen datos que comprueban la presencia de mujeres “salzikrum” palabra que significa “hija hombre”. Estas mujeres poseían privilegios sobre la mujer común a tal grado que tenían el derecho de heredar los bienes paternales. Las referencias escritas fiables más antiguas de amor entre mujeres datan de la Grecia Antigua, con la poetisa Safo, originaria de la isla de Lesbos, quien representa uno de los principales iconos lésbicos de la historia.

Más tarde en Grecia, una serie de registros dan cuenta que el Batallón de Tebas era famoso por su alto nivel y porque todos sus guerreros eran parejas de amantes y que defendían sus vidas a cualquier precio.

En la sociedad se daban una serie de intercambios entre mentores y discípulos: los erastes (adultos) protección, educación y amor a cambio de recibir de los erómenos (adolescentes), su juventud, compromiso y belleza. Eran relaciones abiertamente desiguales. El erastés, era el amante; el erómenos, el amado.

Los griegos sentían una gran admiración por los cuerpos atléticos, a tal grado de rendir cierto culto por la belleza masculina. Basta con ver las muestras de escultura clásica cuya gran mayoría suelen ser hombres desnudos. Un concurrido lugar en la polis era la palestra. Ahí los jóvenes exhibían sin pudor sus atributos fìsicos mientras se ejercitaban.

Grupo Laocoonte. Mármol, copia de un original helenístico de 200 A.C. Encontrado en el Esquilin de Roma 1506. Fotografía: LivioAndronico

En Roma está la historia poco conocida del poderoso emperador Adriano quien, en uno de sus tantos viajes por las provincias del Imperio conoció a Antínoo, cuando este tenía catorce años. A partir de su primer encuentro la historia documenta perfectamente que Antínoo lo acompañó a todos sus viajes.

Después de años disfrutando de todas las atenciones y viajando por el mundo con el emperador, Antínoo se acercaba la edad donde debía decir adiós a su amante para unirse a las filas del ejército y continuar con su vida. Antínoo no podía concebir la idea de vivir así y acabó con su vida lanzándose al Río Nilo. Como resultado de esto, y para honrar su memoria, Adriano lo elevó a la categoría de dios y ordenó la creación de la ciudad de Antinoópolis. Algunas teorías consideran que fue el propio Adriano quien asesinó a Antínoo porque no podía aceptar la idea de tener que alejarse de él.

La persecusión de la homosexualidad

Con el advenimiento de la religión cristiana, la homosexualidad comenzó a ser relegada a la clandestinidad y vista con malos ojos. En la Edad Media la sodomía era perseguida de manera implacable. La historia de la homosexualidad fue silenciada en gran parte por el cristianismo que comenzó a promover la idea de que la homosexualidad era un pecado. Fueron muchos los que murieron condenados a la hoguera creyendo que con eso acabarían con la homosexualidad. Pese a ello, no consiguieron acabar con el movimiento que está vivo y que hoy sigue luchando por ser visible.

En definitiva, la historia puede ser contada desde una visión LGBTIQ+. No por moda, o por justificar un estilo de vida pasajero ni mucho menos por una enfermedad. La homosexualidad ha existido siempre, a pesar de que se hayan empeñado en ocultarla. Son muchos los ejemplos de personajes LGBTIQ+ que han sido claves para el desarrollo del mundo tal y como lo conocemos.

By Byron Ramos

Abogado y notario, poco convencional. Contumaz. Buscando un poco de certeza en un mundo incierto. Por las noches escritor de palabras sin dueño.